Close
  • Latinamerican Contemporary Design

Carros electricos latinoamericanos: 2a entrega

En el post anterior vimos los carros electricos de Brasil que por sí solos hacen la mitad de la lista. En esta entrega, los diseños de estos vehículos en Argentina, Colombia y México.

Argentina:

sero electric

 

El Sero Electric cuenta con una estructura de aluminio y carrocería de fibra de vidrio, y pesa sólo 340 kilos. Se alimenta con baterías de 450 kilowatts (Kw), que le dan una autonomía de 68 kilómetros y alcanza los 45 kilómetros por hora.

Sus frenos son regenerativos, así que cada vez que se accionan ayudan a recargar la batería. El automóvil puede enchufarse como si se tratara de un teléfono móvil. El tiempo de carga completa no supera las seis horas.

 

El proyecto comenzó en el año 2010 basado en el Movitron Teener de diseño italiano. Los primeros pasos fueron realizar investigaciones, estudio y análisis de probabilidades, para fabricarlo en Argentina en acuerdo con Star Lab quien producía en Italia este modelo, para desarrollar una versión local. Su salida al mercado ha sido aplazada desde el 2015 pero ya tiene fecha marcada de lanzamiento en 2018. Pesa 350 kg  y su autonomía se extiende por los momentos hasta los 65 Km. Mide 2,35 metros de largo y posee cuatro baterías de plomo/ácido AGM de 12v cada una. El ciclo de carga se completa entre 5 y 7 horas dependiendo si todas sus baterías se encuentran descargadas; su carga se efectúa a través de la red doméstica  Estas baterías alimentan a un motor eléctrico trifásico de 48v que está acoplado a una caja automática y que le permite alcanzar una velocidad máxima de 45 Km/h. No obstante, la firma comenzará a probar baterías de litio para incrementar su operatividad y llevarlo a los 120 km de autonomía y así ser más atractivo a su futura clientela.

 

El 85% de las piezas del vehículo son fabricadas en Argentina. El montaje de cada unidad requiere de unas 16 horas hombre. Su estructura está compuesta por aleaciones de aluminio de alta resistencia. Su iluminación está compuesta por LEDs para mejorar el consumo de energía. En este momento ya existen varios prototipos rodando en intensas pruebas de uso.

Los Sero se ensamblan en la planta de motos Dadalt de La Matanza, en la provincia de Buenos Aires.

Colombia:

El primer modelo del vehículo eléctrico colombiano de marca ‘Eolo’, nombrado así por su funcionamiento con un sistema eólico fue creado por un grupo de  entusiastas liderados por el ingeniero mecánico Javier Roldán. El sueño de crear el carro nació en el 2009 cuando Javier se graduó como ingeniero mecánico de la Universidad Distrital y les presentó a sus hermanos esta alocada idea

El segundo prototipo de este vehículo, que puede ser cargado con la energía de un tomacorriente común de una vivienda residencial, está en proceso de diseño y fabricación( ahora con apoyo de diseñadores industriales profesionales)  y empezará sus pruebas en un par de meses. Se espera que para finales del 2018 esté vendiendo sus primeras unidades:

“Aún tenemos que hacer procesos de homologación, toda esa parte normativa que nos exige el Ministerio de Transporte para poder vender autos en Colombia

El proyecto de iniciativa inicial universitaria tuvo su apoyo inicial de la Corporación Minuto de Dios, gracias a la cual  el emprendedor pudo llevar su proyecto al Departamento Administrativo de Ciencia, Tecnología e Innovación (Colciencias), el cual aportó $305 millones de pesos colombianos para desarrollar el prototipo. ( $100.000)

Ahora, el equipo de expertos se concentra en el desarrollo de un prototipo mejorado, el cual tendrá notables avances en las puertas, los vidrios y los terminados y la mejora del sistema eólico que es la gran novedad y patente del vehiculo. Unas especies de ventiladores que se alimentan del aire que recoge el vehiculo ayudan a darle una carga adicional de 10%

Luego de que se concreten estos detalles viene una segunda etapa que consiste en conseguir convenios con algunos proveedores y realizar un análisis de producción en línea para poder concretar la comercialización de este auto. Las principales trabas son gubernamentales: No hay normas para poder probar en las calles un vehiculo nacional. Solo lo pueden hacer vehículos con documentos de importación. Son tres los objetivos del Eolo:

Uno con el medio ambiente, los autos eléctricos pueden ser abastecidos por fuentes de energía alternativas como la solar o la eólica. El otro objetivo es de carácter social, obviamente queremos generar empleo, ojalá a sectores vulnerables de la sociedad. Y el tercero es de carácter económico, aportar al crecimiento económico del país”,.

El vehiculo como todos los anteriores, tiene dos plazas, es eminentemente de uso urbano, pero destaca por ser un esfuerzo de micro emprendedores con mucho desarrollo local

Mexico

Se llama Zacua, nombre que proviene de un ave mexicana. Fabricado en  Puebla, este vehículo de dos plazas y cero emisiones contará con una autonomía de 160 kilómetros,. En unas ocho horas se completa la carga de las baterías de Zacua, que tendrán una garantía de unos cinco años siempre que se utilicen de forma adecuada y no se abuse de la recarga rápida.

Pese a ese límite en los kilómetros que se pueden recorrer con una carga, Zacua podrá circular a una velocidad de 95 kilómetros por hora y será, además de limpio, inteligente. Para ello, esta primera incursión mexicana en esta industria estará dotada de teléfono e internet, según explican los impulsores.

Actualmente, una treintena de empleados trabajan en el lanzamiento de estos vehículos, cuyo precio será de unos 22.400 euros al cambio. En principio se prevé que este mismo año salgan al mercado las primeras cien unidades de Zacua, mientras que en 2018 se duplicará esa cifra para alcanzar, ya en 2019, las 300 unidades de estos turismos.

Es el primer auto eléctrico cuya fabricación 100% mexicana. Su batería tiene garantía por 5 años

Iniciarán producción en Puebla con 100 unidades, con 30 empleados serán con los que iniciarán el primer pedido. El objetivo es vender 300 coches para el año 2019.

“Estuvimos durante más de tres lustros trabajando en ofrecer el mejor vehículo. El diseño del auto es de una empresa francesa llamada Chatenet. Los sistemas son de una empresa vasca llamada Dynamic Technological Alliance, y el armado se realizó en Puebla con proveedores nacionales y extranjeros”

El interior tiene  un habitáculo bastante simple,  acabados muy comunes, un volante y tacómetro nada destacables,  y en el centro una perilla que controla los modos de manejo (ECO, Standard y Sprint) con  un sistema de climatización manual y  una pantalla que sirve de centro multimedia con funciones de teléfono y conexión a internet. Este año 2017 tienen 100 unidades disponibles con una invitación incluida para manejarlo en el autodromo de la capital mexicana.

Para el 2020 se espera el modelo de cuatro plazas.

Vea los carros eléctricos brasileños,

Conclusiones:

El desarrollo de los vehículos eléctricos dependen también de la creación de una serie de regulaciones gubernamentales, apoyo de las mismas y creación de infraestructura. El desarrollo de las baterías de litio, las más eficientes para estos autos, ha tenido un desarrollo importante en los últimos años. El líder del sector es la marca Tesla, que acaba de abrir en el desierto de Nevada la mayor fábrica del mundo de estas baterías. La misma empresa para incentivar el desarrollo de estas tecnologías, ha liberado la mayoría de sus patentes y le ha ido muy bien, pues sus carros tienen listas de hasta 3 años de espera.  El problema principal sigue siendo el alto costo de las baterías, pero con lo dicho anteriormente, se espera que en los próximos dos años bajen hasta un 30%.

Como los componentes básicos son pocos: Baterías  y motor de inducción sobre un chasis tubular, y un sistema de suspensión tradicional, su mantenimiento es mucho menor que un carro tradicional y esto mismo va a facilitar desarrollos locales, hasta que las grandes marcas creen plataformas compartidas de modo que bajen los precios y suba la disponibilidad, mientras tanto estas iniciativas tienen el campo para crecer y consolidarse hasta poder competir desde lo local.

Las grandes marcas ya ofrecen vehiculos con autonomías de hasta 400 kms, pero infelizmente hasta que no haya estaciones de carga abundantes y disponibles, bajen los precios y la legislación se la adecuada, es decir deben ser no solo una opción amigable con el medio ambiente y con nuestra propia conciencia, como atractivo por costo y beneficio.

Pero allá llegaremos.

 

 

Related Posts