• pt-br
Close
  • Latinamerican Contemporary Design

Se armó un quilombo!!

Tremenda polvareda en las redes brasileñas: El SEBRAE Alagoas, publica una cómoda inspirada en un cepo, como uno de los resultados de un trabajo de diseño con identidad.

Factor Local,

Uso de la identidad y sus elementos  para crear productos diferenciados para tomarlos como concepto y crear productos novedosos. La técnica no es nueva. Desde los años 50s diseñadores y arquitectos han tomado elementos locales como insumo creativo. Son legendarios los trabajos de la diseñadora cubana mexicana, Clara Porset a partir de los bancos campesinos mexicanos o la menos conocida pero igualmente exitosa Linea Cortijo de los hermanos Marquez en Colombia diseñada por los entonces muy jóvenes hermanos a partir de los corrales y las carrocerías de los camiones de estacas.  Conceptos inspiradores a partir de la identidad pueden encontrarse  en elementos de entorno, arquitectura, religiosidad, costumbres e incluso historias y cuentos populares. El asunto no es exclusivo del diseño, se usa intensivamente en la música el arte y la literatura.

El asunto es bien interesante y como técnica infalible para hacer productos realmente creativos, pues , cuando se hace bien, se encuentran elementos muy fuertes, y en un proceso de transposición hacia otro sector, como la moda o el mueble se logran proyectos que retoman rescatan y hacen homenaje al ingenio popular o las tradiciones de un pueblo.

El límite es difuso. Ver la famosa silla “Favela” de los hermanos Campana decorando un lujoso castillo barroco europeo cuyo conde pagó € 7000  a sabiendas que está inspirada en la pobreza y precariedad es muy provocador y este es justamente su mensaje, pero el límite entre lo aceptable o no es muy difuso y puede dar en bronca, esto es lo que le sucedió al excelente diseñador Marcos Batista.

El proceso y el resultado.

Antes de caerle encima a Marcos por hacer de un drama humano un irrelevante objeto decorativo es necesario entender el contexto de su producto:

El Sebrae es quizás la mayor fuente de trabajo para diseñadores brasileños, quien esto escribe trabajó con ellos por años. El diseñador es consultor y apoyo en proyectos de innovación desde el diseño y hacemos con ellos dentro de las comunidades, procesos creativos de identificación a partir de elementos de la propia cultura. Usualmente es la comunidad, quien a partir de historias y los referentes que pueden ser arquitectura, artefactos o en el caso cepos toma un tema para crear y producir una colección propia. El diseñador a cargo, y es el caso de Marcos facilita el proceso pero no es autor directo.

El contexto histórico:

El Estado de Paraiba, donde Marcos hizo su trabajo, es conocido por ser sede del “Quilombo do Palmares” El mayor territorio libre compuesto por esclavos fugitivos de Brasil , lo que en en Colombia y Venezuela  se llamaban Palenques. Este espacio libre se mantuvo por décadas en un territorio de cerca de 600 kms2 hasta ser sometido por los portugueses tras varias décadas de lucha, sin que nunca haya sido totalmente sometido.  Las comunidades de la zona por ende son muy orgullosas de su pasado y resolvieron como un homenaje tomarlo como tema. El proceso para el cual se tomaron como referentes varios elementos de la cultura negra, como sus casas, muebles, instrumentos musicales y… para infelicidad de marcos y su equipo: los instrumentos de tortura, tuvo lugar en el año 2016, con mucho entusiasmo de los 20 empresarios que visitaron personalmente el lugar y se organizaron en grupos de 5 para hacer los proyectos que aquí ilustramos.

Resultados positivos:

En un ejercicio de esta magnitud los resultados no son los productos, sino lo que representa el ejercicio;  sus consecuencias en términos de imagen y mercadeo para los carpinteros y la capacitación para entender el diseño y  fue grandioso, puesto que los productos fueron expuestos en varias ferias profesionales y de decoración y los empresarios pudieron concretar negocios efectivos que no implicaron necesariamente la venta de estas piezas, de hecho el buffet de la discordia solo tiene un ejemplar,

 

El buffet: ” tronco de los esclavos” inspirado en el cepo
Un objeto con una simbología tan negativa no puede volverse decoración, dura lección

Así lo relata el diseñador

“Todos nos fuimos a Serra da Barriga, escuchamos a la comunidad local, buscamos histórias de vida, espiritualidad, símbolos,  los carpinteros empezaron a construir los muebles. Separamos a las personas en cuatro grupos y cada uno desarrolló un objeto inspirado en lo que vieron. Mi trabajo fue coordinar esto y con mi experiencia de diseñador ayudar a volver reales lo que ellos diseñaron”

“Todo el trabajo fue para enaltecer la história, la lucha y las conquistas del Quilombo dos Palmares, tema escogido por los propios carpinteros , Ellos no tenían intención racista. Por el contrario el propósito era resaltar la lucha por la libertad “

Buenos resultados:

Los carpinteros muy entusiasmados crearon varias piezas  inspiradas en instrumentos musicales, artefactos, héroes del quilombo e infelizmente cepo que dio lugar a la discordia, como resultado salieron algunas lámparas, sofás ,sillas y otros muebles, que fueron posteriormente expuestos en exposiciones de profesionales y de decoración llegando incluso a Milán. Los empresarios ganaron por tanto notoriedad y promoción sin que las piezas, entraran necesariamente en producción, siendo excelente puesto que hicieron contactos y y negocios con empresarios locales de la construcción.

  

El birimbao inspira una lámpara..

Pero cayó en las redes:

El problema es que el resultado de un proceso creativo de estas características son productos y estos a su vez tienen otros valores simbólicos.  No suena nada bien tener como objeto decorativo en un comedor, de blancos probablemente, un buffet que fue inspirado en el sufrimiento descontextualizandolo y volviéndolo una decoración superficial. Uno de los post en las redes sociales explica la problemática

“Pucha, yo no puedo creer esto. La APL de Muebles de Maceió lanzó  una linea llamada Quilombo dos Palmares que tiene una mesa llamada ‘buffet tronco de los esclavos’. Esto debe ser un chiste”

Pues no lo era y el asunto llegó hasta periódicos nacionales como O Globo y otros medios y por supuesto explotó en redes sociales, que son el territorio privilegiado del matoneo y la informacion fuera de contexto. El diseñador fue acusado de racista entre otras cosas.

La profesora de historia Ana Lucia Araujo catedrática en la U de Howard en Washington define muy bien el sentimiento:

Para el consumidor afrodescendiente cuyos ancestros fueron esclavizados en Brasil un mueble imitando un instrumento de tortura, representa la idea de la sumisión y evoca directamente el sufrimiento al cual sus ancestros fueron sometidos, solo un diseñador blanco, sin ninguna empatía puede considerar esta dimensión crucial. ¿ Que consumidor puede experimentar algún placer estético al tener en su salón un mueble que evoca directamente el sufrimiento fisico y sicológico infringido a millones de africanos esclavizados y sus descendientes?

 

La carga es pesada, pues aún es presente. El simbolismo negativo de la esclavitud y el sufrimiento no es algo para inspirarse, por lo menos no para que llegue a decorar la casa de una familia elegante.. el simbolismo a pesar del bien intencionado diseñador que no tuvo la intención, ofende. El uso elementos simbólicos y conceptuales deben ser perfectamente calculado, incluso para armar “quilombos” este no fue el caso pero si el resultado.. dura lección para Marcos y advertencia para quienes trabajamos con factor local.

 

fuentes: O Globo, 

Gazeta do Povo

Racismo ambiental

Facebook

 

 

 

 

 

 

Related Posts